Crítica: “Calíope”

por Francisca Allende Celle

 

Calíope, Agente de Nunca Jamás es una novela capaz de secuestrar no sólo la atención del lector, sino a éste mismo. De la mano de una pluma hilarante, que imprime agilidad al relato y lo dota de cierta verosimilitud, la audiencia se inmiscuye en el mundo presentado por el autor. Guiado por la irreverente voz de una joven, mitad trol y mitad humana, el lector es conducido hasta este fascinante mundo de elfos y traucos, donde los antiguos cuentos de hadas ya no parecen ni tan ficticios ni tan vetustos.

La novela de fantasía urbana es bien resuelta por Flores, quien erige esta elaborada urdimbre con ayuda del hálito fresco de su humor y el acertado devenir de su pluma. La confluencia de lo mundano y lo fantástico se lleva a cabo de manera tan natural, que el lector no alcanza a levantar reparos a lo presentado.

portada caliEn este sentido, la interpelación que realiza el autor a ciertos mitos o leyendas de conocimiento público, también contribuye a afianzar los lazos que unen a la obra con el lector. Esto, pues ciertos pasajes del libro cobran más fuerza y verosimilitud -ante los ojos del público- al ser nutridos por aquellos antiguos saberes.

Calíope no es otro cuento de hadas, aunque -claro- se mencionan ciertos cuentos y aparecen unas cuantas hadas. La novela nos presenta una trama entretenida que, aunque desarrollada en otro mundo, aborda algunas de las principales problemáticas que aquejan nuestra realidad. Las reminiscencias de nuestra propia historia se infiltran en el relato y aseguran que la fantasía de la obra no le reste valor al contenido de ésta. En otras palabras, la inclusión de fantasía en la novela no la transforma en una creación evanescente, sino que -por el contrario- le infunde glamur y originalidad.

Se vuelve posible dilucidar que Calíope posee tres elementos que la constituyen en una cautivante lectura: el autor delinea personajes entrañables, la obra rescata temáticas transversales a cualquier mundo (sea éste mágico o no) y la narración ofrece distintos niveles de lectura.

En un primer acercamiento a la obra, resulta imposible no notar el cautivante carisma de cada uno de los personajes que dan vida al relato. Tanto Calíope como el agente Peter, compañero de labores de la mediasangre, cuentan con personalidades atractivas para el lector. Lo mismo ocurre con muchos otros personajes como el viejo Simón, un trauco, o Inti, último Viracocha y guía espiritual de la protagonista. Estos subterráneos -que desbordan humanidad- se vuelven irremediablemente entrañables, haciendo que el público lector empatice fácilmente con ellos y con las causas que los mueven.

La personalidad “encantadora” de Calíope merece todo un apartado. Esta subterránea de 18 años, como cualquier joven de su edad, cuenta con una personalidad bastante compleja. Calíope sabe cuál es el rol que debe cumplir en su mundo y se contenta al saber que sigue los pasos de su padre, pero no por ello está completamente de acuerdo con todo lo que allí ocurre. De hecho, tiene sus propias opiniones respecto a la vida que llevan los subterráneos y no está de acuerdo con muchas de las decisiones que ha tomado el Consejo de las Sombras.

Calíope posee una personalidad irreverente, pero bien conducida. Es consciente de que sus imprudencias pueden llegar a obstaculizar su vida como cazadora y, por lo mismo, ha aprendido a reconocer los momentos en que puede otorgar completa libertad a su audacia.

El que la novela sea narrada desde el punto de vista de Calíope, es otro de los aciertos de Flores. Los rasgos propios de este personaje -su encantadora irreverencia y su incómoda posición en la sociedad- la vuelven en la voz más apropiada para acercar el mundo de los subterráneos a los lectores.

La protagonista, como cualquier persona, se siente rechazada por su propia gente. Su condición de mediasangre parece dificultar su vida tanto en el mundo de los humanos como en el de los subterráneos. Estos sentimientos, relacionados con momentos de discriminación y de aislamiento, permiten que el público general pueda identificarse aún más con ella.

Por otra parte, Calíope es una novela que no puede ser reducida a una mera historia de fantasía. En la narración es posible encontrar rastros de temáticas más profundas e igualmente inquietantes, lo que permite que los lectores no sólo se sumerjan en la anécdota épica del relato. El planteamiento de situaciones donde el poder puede corromper a las autoridades, donde el recelo o la discriminación condiciona la existencia de una persona o la referencia a la velada lucha que distintos grupos llevan a cabo para conseguir “el control”, son algunos de los mensajes que la audiencia puede abstraer del relato.

Siguiendo con lo anterior, tanto las temáticas que se abordan en la obra como los personajes que dan vida al relato e, incluso, la misma perspectiva desde la que se encuentra escrita la obra de Flores, llevan a que ésta se posicione como un texto que puede ser apreciado –igualmente- por adolescentes y adultos. En otras palabras, Calíope se erige como una novela que resulta sencilla y compleja a la vez.

La obra ofrece distintos niveles de profundidad dependiendo del tipo de lectura que el público realice. Así, mientras algunos puedan quedar fascinados ante la verdadera odisea que emprende la protagonista o se vuelvan fervientes adeptos del refrescante humor de los diálogos de la obra, otros podrán interesarse por los interminables enfrentamientos por hacerse con el poder y por aquellos males endémicos que aquejan a toda sociedad.

La lectura de esta pieza de fantasía urbana es absolutamente recomendable. El lector no se arrepentirá de acompañar a la pequeña Calíope en esta aventura y en el develamiento de la encantadora sociedad de los subterráneos.

cali imagen

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s